Aplicar la Ley… pero del Embudo

El Lado Ancho

FerrocarrilEl CNTE es un grupo de maestros que se han convertido en delincuentes comunes y en extorsionadores de la sociedad no porque sobre ellos se ejerza algo injusto, no, ellos están en lucha por aferrarse a sus prebendas y canonjías que los pasados gobiernos les habían dado, en particular el control presupuestal de la educación.

Los métodos delincuenciales utilizados por la CNTE, tienen el deliberado propósito de paralizar la economía, provocar el desabasto, hambrear a la gente, hacer tronar a las empresas para crear un ambiente de efervescencia tal que lleve a la rebelión.

A todas luces el comportamiento del CNTE y sus aliados es delincuencial, y viola la ley, específicamente, en el código penal se lee,
Artículo 139.- Se impondrá pena de prisión de quince a cuarenta años y cuatrocientos a mil doscientos días multa, sin perjuicio de las penas que correspondan por otros delitos que resulten:

Recalco “mediante violencia causan alarma, temor o terror en la población” para “presionar obligar a la autoridad a tomar una determinación”, en este, caso abrogar la reforma educativa, recuperar sus privilegios (cobrar sueldos sin trabajar y controlar el presupuesto educativo, tener plazas como mercancía) y liberar a líderes detenidos, incluidos aquellos presos por secuestrar niños y reclamar rescate.

El Lado Angosto

Ante los anuncios de los empresarios de que, por un lado, promoverían el juicio de amparo contra la omisión de los gobernantes en aplicar la ley a los criminales de la CNTE en Oaxaca, Chiapas, Michoacán, Guerrero y la Ciudad de México y, por otro, de que ante la parálisis de la economía de estos estados las declaraciones fiscales se presentarían en ceros, se desató la jauría de la clase política amenazando con aplicarles la ley…a quienes la respetan, no a los criminales que la violan desde 90 días (y decenas de años).
El primero y más sonado fue Aristóteles Núñez, el jefe del SAT, quien advirtió que no pagar impuestos o declarar falsamente al fisco, que son un delito fiscal y llevar a la cárcel como se establece en el Código Fiscal de la Federación en los artículos 83 y 110.

A mi manera de ver las cosas este conflicto sólo tiene dos soluciones puesto que la CNTE está aferrada a derogar la Reforma Educativa y por más horas que se pase Osorio “dialogando” no salen de lo mismo, y mientras tanto continúan los bloqueos, tan débil ha sido el gobierno que ha cedido en pagarles hasta el último centavo a los “maestros” terroristas. Así que es claro, que en este juego de extorsión la CNTE está ganando.
La primera forma de solución es la que debió haberse aplicado desde el principio: El uso de la fuerza pública, pero como debe de ser, con los policías armados, provistos además de Tasers paralizadores y lanzadores de redes, uso profuso de tanquetas que lanzan chorros de agua de alta presión para evitar a toda costa el contacto físico con los delincuentes. Se levantan los bloqueos y se retiran las veces que sean necesarias.

La segunda es ceder ante los reclamos de la CNTE, regresarles el control de la educación al sindicato presupuesto incluido, derogar la Reforma Educativa, las evaluaciones, permitir que las plazas magisteriales sigan siendo objeto de comercio. Y sigamos siendo unas mierdas en la educación de nuestros hijos, es lo que quieren incluso muchísimos padres que apoyan a la CNTE. Sigamos siendo un país mediocre.

Existe una tercera posibilidad, si se sigue con la situación trabada, en impase, puede ser que la sociedad civil cansada y agobiada sean ellos mismos los que enfrenten a la CNTE con violencia. Tendremos así un conflicto social derivado del “emblemático Tlatelolco” de un estado timorato, femenino, que es incapaz de hacer cumplir la ley.

Deja un comentario