" />
Published On: Vie, Dic 4th, 2015

EL EXILIO CUBANO PERMANECE CONTRA LA TIRANÍA

Por Juan Efe Noya

tampaTampa, FL- José Martí Pérez y Antonio Maceo Grajales no pudieron ver la soberanía de la estrella republicana brillar sobre las palmas, pero a medida que avanzaba el tiempo sus teorías se hicieron eco del pueblo.

Ellos que vivieron hasta perder la vida en sus sueños de libertad, se sentirían  afligido al ver que el sistema comunista cubano trata de cambiar la historia con acciones contradictorias, pues la realidad es una razón innegable. Si vivieran en estos tiempos fueran luchadores contra la tiranía castrista pues el Titán de Bronce expresaba: “Los imperios fundados por la tiranía y sostenidos por la fuerza y el terror, deben caer con el estrépito de los cataclismos geológicos”.

Para recalcar la intención de sus acciones, dijo: “La libertad se conquista con el filo del machete, no se pide; mendigar derechos es propio de cobardes incapaces de ejercitarlos”.

El Apóstol de Cuba mencionó: “Asesino alevoso, ingrato a Dios y enemigo de los hombres, es el que, so pretexto de dirigir a las generaciones nuevas, les enseña un cúmulo aislado y absoluto de doctrinas, y les predica al oído, antes que la dulce plática de amor, el evangelio bárbaro del odio”.

Con su audacia de poesía patriótica el profesor torrente demuestra: “¿Del tirano? Del tirano…/ Di todo, ¡di más!; y clava / Con furia de mano esclava / Sobre su oprobio al tirano.

Ahora, en esta vorágine histórica los comunistas de Castro tratan de establecer en Tampa un consulado que sería un martirio para la libertad y un horno de pan fresco para los espías cubanos. Mediante truculentos recursos tratan de cautivar a comerciantes indignos dormidos en la noche agria. No saben, o no quieren saber que Raúl Castro es un astuto tirano; mueve a su antojo la maquinaria de engaños con el propósito de obtener los resultados necesarios para él y su cuadrilla.

En cambio, los heroicos Municipios de Cuba en el Exilio, viajaron en una comitiva desde Miami a Tampa con el fin de apoyar a los patriotas cubanos que necesitan la voluntad del pueblo para no permitir en esta ciudad un consulado cubano. Como un mensaje de patriotismo fue concedida e izada una flamante bandera cubana en el parque José Martí de Ybor City por haberse mantenido como único territorio libre de Cuba. Durante más de medio siglo posee tierras de las seis provincias de quienes luchan contra la dictadura castrista.

El coronel Orlando Rodríguez, presidente del Centro Histórico Cultural Cubano de Tampa, expresó: “Nos sentimos orgullosos por haber recibido de los Municipios de Cuba en el Exilio esta insignia nacional cubana y ante ella nos comprometemos a proseguir en lucha sin tregua como una negativa de establecer un consulado cubano en Tampa y hasta lograr la libertad de nuestra patria que ha sido oprimida por la tiranía de Castro”.

Fue orador invitado el abogado Danny Álvarez. Con su certero y breve discurso mostró: “la dificultad que pudiera presentarse en esta ciudad si los gastados engranajes de la maquinaria comunista cubana obtiene el consulado que sería un desastre y una traición a la soberanía”.

Ejerció como guía histórico el periodista Mario Quevedo que con su don de la palabra y el conocimiento martiano trasladó, en un viaje del tiempo, a los visitantes que pudieron conocer o refrescar etapas cubanas en Tampa.

También usó de la palabra el coronel Evelio Otero quien recalcó: “los peligros que sucederían en esta área si los espías de Castro tuvieran las manos abiertas para atacar entidades patrióticas de Tampa y la base aérea de MacDill que es comando central en la Guerra Internacional”. Se dedicó a buscar firmas entre los visitantes con el fin de hacerlas llegar a los comisionados del condado de Hillsborough  que el pueblo no permitirá establecer un consulado cubano en Tampa.

 

 

About the Author

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>