¿Estaba Aristóteles Equivocado?

Por Alberto Péunnamed (3)rez Amenper

Aunque el filósofo Aristóteles se refiere a sí mismo como un empirista, o sea el conocimiento desde la consciencia, a mi parecer es que cómo podemos apreciarlo con más precisión que es como un racionalista.

Sus análisis sobre  Ciencia, conocimiento, percepción, prueba, demostración – después de pasado muchos miles de años desde que Aristóteles los escribió en su “Análisis Posterior”, ha existido mucho desarrollo, tanto científico como filosófico, producido en estas materias.

Pero a pesar de los muchos descubrimientos importantes de los que hemos aprendido en este tiempo, el análisis de Aristóteles sigue siendo una de las obras más influyentes, convincentes y pertinentes en la epistemología, filosofía de la ciencia, y en el programa epistemológico de Aristóteles en metafísica incluso en Análisis Posterior soluciona el trilema escéptico de una forma que es simple de entender.

Aristóteles nos dice:

Y de la percepción surge memoria, y de la memoria (cuando se presenta con frecuencia en relación con lo mismo); por muchos recuerdos forman una experiencia única. Y de la experiencia, o [algo] el todo universal que ha venido a descansar en el alma

Aristóteles decía que los animales tienen memoria, pero el hombre es el único animal que tiene la retención de la memoria que produce la experiencia y que esa experiencia la usa para su comportamiento durante su vida..

El razonamiento de Aristóteles sobre la importancia de la experiencia que recibimos por la percepción de los hechos guardados en nuestra memoria, es algo que es difícil de negar o discutir.

Pero entonces, ¿por qué en la realidad vemos que el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra en el camino de la vida?  ¿Estaba equivocado Aristóteles?

Realmente no creo que pueda estar equivocado, con nuestra trayectoria en la vida, adquirimos experiencia. No es que el análisis de Aristóteles esté equivocado, es que las bajas pasiones del ser humano lo hace no utilizar a veces la experiencia adquirida, las pasiones ahogan la experiencia.

La política es parte del ser humano, también nos lo dijo Aristóteles, el ser humano es un animal político, y vemos que de las diferentes vertientes políticas, el socialismo ha sido una filosofía que ha fracasado donde quiera que se ha aplicado.

La experiencia según el análisis de Aristóteles debiera enseñar que hay que dejar a un lado esta filosofía, sin embargo, no desaparece, Últimamente la vemos renacer como el ave fénix, un ave que parece una tiñosa, pero que es adorada por muchos sin considerar las experiencias pasadas.

Las bajas pasiones superan el análisis de Aristóteles, el hombre niega su experiencia por las bajas pasiones.

Una baja pasión es aquella que aun sabiendo que nos va a resultar en mayor perjuicio que beneficios optemos por ella por no poder controlar nuestra satisfacción de saciar nuestra pasión.

Precisamente, las “bajas pasiones” como la ira, los celos, la envidia, la codicia, etc. nos “enajenan” en nuestro accionar; y  hacemos cosas  de las que después nos arrepentimos.

La peor baja pasión que consume al ser humano es la envidia y es lo que comunismo utiliza como su agente principal.

Marx sabía que la naturaleza humana lleva a la persona a desear y envidiar lo que lo demás tienen, la envidia los lleva al resentimiento, el resentimiento al odio, el odio a la violencia, y la violencia a la revolución.

Los dichos son la filosofía del pueblo, y hay dichos españoles que nos explican lo que parece ser la equivocación de Aristóteles, la envidia..

El tema de la envidia es muy español. Los españoles siempre están pensando en la envidia.

Para decir que algo es bueno dicen: “Es envidiable”. – Por eso aunque nadie puede ser justamente envidiado. Hay tantos refranes sobre la envidia:

 

“Si hubiera un solo hombre inmortal sería asesinado por los envidiosos”.

“son capaces de sacarse un ojo con tal de ver a otro ciego.”

 “La envidia no se toma días libres”

La envidia sigue al mérito, como la sombra al cuerpo.”.

La envidia y el odio van siempre unidos, se fortalecen recíprocamente por el hecho de perseguir el mismo objetivo. –

 

Nosotros los cubanos teníamos uno muy popular,

 

Si la envidia fuera tiña, ¿cuantos tiñosos habría? 

 

Pero hay refranes que reflejan lo que produce la envidia cuando se produce en la creación del comunismo:

 

La envidia es tan flaca y amarilla porque muerde y no come

 

Sin lugar a dudas hay envidiosos que ayudaron al comunismo en Cuba, Venezuela y otros países que cayeron en el comunismo, que mordieron a muchos, pero no pudieron comer, y ahora están pasando hambre, flacos y amarillos, y envidiando a los nuevos ricos de la cúpula del gobierno

Lo que también podemos reconocer en este exilio es que aunque el comunismo pueda triunfar en un país no puede triunfar sobre la persona, porque la envidia puede herir a lo que se tiene; pero no a lo que se es-

Pero el comunismo no morirá nunca, siempre estará con nosotros, porque disfraza la envidia como justicia, y los envidiosos morirán, pero la envidia es inmortal.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*