La Inmoralidad del Socialismo

Por Alberto Pérez Amenper

Creo que hoy los Estados Unidos es la Cuba de 1959-60.

Cuando hablábamos de socialismo o comunismo, nos tildaban de ignorantes y estúpidos o de dejarnos llevar por nuestros intereses creados.

La revolución era tan verde como las palmas y nos iba a ofrecer la justicia social, honradez e igualdad para todos.

Mientras tanto el discurso de Fidel se iba radicalizando por el peligro del imperialismo, pero a la vez dentro del discurso “defensivo” filtraba la ofensiva socialista.

El pueblo se iba adaptando a la idea de que el comunismo no era tan malo, establecía el caso moral para el socialismo, madurando la fruta hasta que cuando estuviera lista se la ofreciera al pueblo como Satanás ofreció la fruta a Eva.

Hasta los enemigos de Fidel (y en Estados Unidos de Obama), tenían temor a llamar a la fruta por su nombre.

Muy de vez en cuando surge una voz, pero se elimina calificándola como estúpida o al servicio de intereses creados ahora en los Estados Unidos y de lacayería al imperialista en el caso de Cuba.

Ayer oímos una voz que clama en el desierto.

El gobernador de Luisiana Bobby Jindal tuvo el valor de llamar al pan, pan, y al vino, vino.

Esto es lo que nos dijo Jindal hablando de los comentarios de Obama en defensa sobre su ley de salud que será examinada por el tribunal supremo, esto es algo que hubiéramos podido decir proféticamente sobre de Fidel Castro y sus agendas en 1959, pero no hubieron muchos que tuvieran el valor de decirlo entonces, y después fue demasiado tarde.

Aquí las palabras de Bobby Jindal:

Llamemos a sus comentarios lo que son. Él hizo el caso moral para el socialismo.

Vamos a no endulzar el hecho, eso es exactamente lo que él cree.

Él no lo oculta, no finge, no pretende, entonces nosotros no lo debemos hacer tampoco.

Esto no es nuevo. Aquellos que favorecen el socialismo siempre hacen el caso moral para defenderlo.

La verdad es que tal vez realmente creen en él, pero en el mundo real, socialismo daña, debilita las economías de los países que lo han probado. Lo hace siempre. Hace a las economías más débiles y daña a todo el mundo en ellas.

El socialismo elimina el incentivo, oportunidad y libertad. Es lo contrario de sobre todo lo que América es. El socialismo siempre daña a la gente que pretende ayudar a los más desventajados, dejándolos más débiles, menos auto-determinados, menos libre.

Debemos tener este debate abiertamente.

Su “caso moral” para ObamaCare es realmente inmoral.

Es inmoral gastar el dinero que no tienes. Pedir prestado más dinero del que usted puede pagar, es inmoral.

Mentir a la gente americana es inmoral, por lo que es irónico optar por utilizar los términos “caso moral” o “imperativo moral” para hacer el caso para lo que creo que es una ley muy defectuosa e inmoral.

El Tribunal Supremo, espero, aplique las reglas de la manera correcta.

Tenemos que derogar esto, cambiar.

No podemos medir el éxito por cuántas personas dependen del gobierno.

Eso es lo que quiere el Presidente Obama. Es lo contrario de lo que América representa.

 

Comments are closed.