" />
Published On: Mie, Mar 19th, 2014

¿Legislador Republicano en acción o inacción?

Por Angel Calzadilla

obama lincolnFort Lauderdale- Como siempre me he caracterizado ser respetuoso. Pero en esta ocasión  no voy a conceder mis respetos al humano o a la persona que hay detrás del político, independientemente de que coincidamos o no en cuestiones de los acontecimientos  actuales en Norteamérica.

No es exactamente el ser político y su conciencia lo que hace al ser humano sino todo lo contrario, es en definitiva y última instancia ese ser humano, su integridad en cuanto a formación recibida desde la base da la familia, su educación académica, principios cívicos y morales, lo que puede ofrecerle a un funcionario público  esa especie de  “clase” y lo conforma como toda una entidad en el aparato legislativo de una nación libre y Democrática .

Últimamente, cuando hablamos de política cercana a nuestra causa cubana,  están ocurriendo situaciones y hechos inusuales que nos ponen en jaque. Escuchamos palabras, frases y hasta opiniones de personas que por su supuesta sabiduría, experiencia y trayectoria política y demás, jamás nos imaginamos que son capaces de articular tan solo una frase que invalide totalmente toda esa creencia positiva que uno ha tenido acerca de ese legislador .

El legislador en cuestión es el Congresista Republicano Mario Diaz-Balart y debo de aclarar que él nunca ha sido objeto de mi admiración muy a pesar de que mi afiliación es absoluta y profundamente Republicana.

¿Por qué no lo he admirado? Por varias  razones. Pero el punto que me trae esta crítica, es el ocurrido  la noche 17 de Marzo de 2014 en, cuando escuché de boca de Mario Diaz-Balart , invitado en el programa radial de la señora Marta Flores en la emisora WQBA a las 10:00 PM .

El señor Mario explicaba acerca de una petición que él personalmente le ha hecho al presidente Barack Obama recientemente y que hábilmente el inquilino de la Casa Blanca se ha desentendido hábilmente y no ofrece una respuesta definitoria. Súbitamente Diaz-Balart aduce y afirma que el presidente Barack Obama es un hombre sumamente brillante e inteligente , a lo cual la señora Flores que evidentemente para no llevar la contraria al congresista, se le suma en la opinión y ambos coinciden que si Obama no fuera un ser brillantemente e inteligente , no habría podido llegar a la presidencia de la gran nación Americana.

No voy a negar que sentí un impacto decepcionante, no de parte del político al cual nunca he admirado, sino de parte de una persona que ha cursado altos estudios en leyes y algún otro currículo que desconozco y proceda de una familia de políticos prestigiosos, con rango y probado historial.

Me resulta inadmisible que Mario se  atreva a afirmar semejante estultez de Barack Obama, cuando el pueblo Americano se encuentra sufriendo la peor crisis política y económica que haya sufrido en la historia y en donde el propio presidente ha violado en innumerable ocasiones la Constitución de los Estados Unidos de América de manera consistente y con alevosía, hechos de los cuales todos, absolutamente todos somos y seremos por mucho tiempo las víctimas de semejante ineptitud y desfachatez , incluido el congresista Mario y sus descendientes.

¿A quién se le puede ocurrir a estas alturas y de manera tan convencida y afirmativamente que el presidente Obama es un ser brillante e inteligente cuando tiene a la nación Americana a merced de la burla internacional y permite que dictadores de la ideología mas nefasta actúen impunemente y masacren a sus pueblos sin decir ni tomar la mas mínima acción al respecto?

Muy a pesar de no haber sido yo un admirador en el orden político ni personal del joven Congresista Republicano Mario Diaz-Balart, por lo menos he tenido en consideración que él era un individuo medianamente inteligente.

¿Para quién, en definitiva, trabaja el congresista en cuestión? Realmente en estos momentos ya no me preocupa. En primera instancia porque no resido en el distrito en el cual el fue electo y en segunda , porque ya es tarde para preocupaciones y es menester en ir pensando en mejores posibilidades, para el futuro de esta nación profundamente dañada.

Desde esa noche en que sintonicé semejante diatriba,  tengo la absoluta certeza y convicción de que Barack Obama y Mario Diaz-Balart, independientemente de sus ópticas políticas e ideológicas, orbitan en la misma frecuencia de un cociente intelectual de insuperable pobreza.

Le diría a Mario, que en política es pecado mortal ser un “nice guy” porque la guillotina electoral es ciega como la estatua de la Justicia.

En el supuesto de los casos que el siga mi consejo, no significa que yo cambie mi concepto que tengo sobre el congresista  después de haberlo escuchado anoche. Su masa encefálica no da para más. Tiene más neuronas inactivas que las que pueda tener activas. Lo siento por sus “constituents”.

About the Author

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>