Lobistas y Contribuyentes a las campañas políticas

Por Alberto Pérez Amenper

pacEstas son dos cosas que se mencionan como algo turbio, corrupto, y muchas veces lo es, pero no la ocupación de lobista ni las contribuciones a políticos necesariamente se trata de soborno y poder. Lo principal no es generalizar, pero buscar en cada caso donde está la corrupción y donde la honradez.

El trabajo honrado de los lobistas es dar a conocer a los legisladores el proyecto de ley de su empleador, el político no tiene tiempo no deseos de leer la ley y le es más fácil recibir la información de los lobistas, y hay lobistas de las dos partes.  Es como en el caso de los propagandistas de productos médicos con los médicos, que reciben la información del propagandista de uno u otro producto.

Pudiera un médico o un político ser sobornado, pero no es la regla, lo que pasa es que los escándalos son más visibles que el trabajo honrado.

También es lo mismo el caso de los contribuyentes, no necesariamente es un soborno al político el contribuir con ellos. Aunque sucede bastante, sobre todo a nivel municipal, donde la visibilidad de menor.  Pero regularmente lo que sucede a niveles superiores donde las posiciones son mas importantes y más visibles,  es lo opuesto, los contribuyentes ayudan a los políticos que apoyan ya a las leyes que le convienen mejor ya sea por interés monetario o por filosofía política.  Para poner un ejemplo que todos podemos entender, cuando los cubanos estábamos más organizados para luchar contra Fidel Castro, el power pack cubano de exilados en Washington, contribuía monetariamente con los candidatos que estaban con nuestra lucha, nunca se pagaba a un candidato que sabíamos que era izquierdista y simpatizaba con el socialismo.  O sea no se compraba, se ayudaba a los que ya nos estaban ayudando para que fueran re-electos.

Como siempre no digo lo de arriba por gusto, siempre estas letanías tienen cola.  El caso que quiero tratar es el del millonario George Koch, uno de los hermanos Koch, mencionado por los demócratas con desprecio por su contribución a políticos contrarios a los liberales en diferentes elecciones.

Los hermanos Koch tienen empresas que van desde materiales de madera y papel, fertilizantes y petroquímica,  con un valor de  más de $ 100 billones y han creado una institución próspera,  que emplea a casi 100.000 personas en sus  negocios.  Creo que han sido más beneficiosos para la nación que un organizador comunitario.

Los hermanos  Koch, son  libertarios que expresan a menudo sus opiniones y siempre están en  disposición a financiar la causa política que consideran apropiada.

Usualmente Paul Rand ha sido el más beneficiado, pero este año han sugerido que pudieran apoyar a Marco Rubio, y ha habido personas que han dicho que Rubio se ha vendido a los hermanos Koch.

Pero analicemos el asunto, los Koch saben lo que piensa Rubio en cuanto a política internacional, que es opuesto a la filosofía libertaria.

Rubio no va a cambiar su posición en cuanto a la defensa del país, es y siempre ha sido parte de su filosofía, no va a apoyar como el libertario Paul, las relaciones con Cuba.

Koch sabe esto, la ayuda no se la da por esto, pero ellos ven en Rubio a un político de derecha que quiere un gobierno pequeño y rebajar los impuestos, y saben que puede ser electo, y que Rand Paul no tiene el menor chance.  O sea que Rubio no va a ser comprado por los Koch para que haga lo que ya hace, van a ayudarlo porque lo que él está apoyando, lo apoyan por lo que predica de la filosofía  conservadora que en lo económico coincide con las ideas libertarias.  Si lo estuvieran comprando, sería lo contrario, sería que Rubio no quisiera un gobierno pequeño y bajos impuestos, y al ser ayudado cambiara su filosofía.

En general a nivel presidencial, las contribuciones no compran a los candidatos, los contribuyente simplemente premian a los candidatos que ya tienen la política que ellos prefieren.

Pero es más simple generalizar, si recibes dinero de un millonario para tu campaña te están comprando.

Pero no dice eso cuando se trata de  grupos de intereses comunitarios de tendencia izquierdista, , grupos que suman miles y  que cubren una gama amplia de intereses de izquierda, pero a ellos nadie los llaman sobornadores pero servidores públicos.

Por mencionar unos cuantos de los miles que hay, influenciando en nuestros gobernantes y políticos más que el más corrupto lobista de Washington, ustedes las conocen,  empezando por el famoso el Sierra Club (Environment) que lo que hacen es crear industrias políticamente correctas como la favorita de Obama, Solyndra, que pierden el dinero no de ellos pero de los contribuyentes  la AARP (American Association of Retired People) que defiende más el aborto, el matrimonio homosexual que a los viejos retirados que pagan su cuota, la NAACP (National Association for the Advancement of Colored People)  para apoyar leyes que benefician a los negros, y no se ocupan de los blancos porque son unos negros racistas, NOW (National Organization of Women) que son los que nos han metidos las leyes feministas, y la mayoría no son mujeres son del tercer sexo,  ACLU (American Civil Liberties Union) que están a veces reclamando derechos que se apartan de la libertad, PIRGs (Public Interest Research Groups) que lo único que investigan es lo que conviene a la agenda izquierdista, la NEA (National Education Association) Que lo que simplemente quiere es que los maestros se plieguen a sus agendas.

A estos no le dicen que son lobistas ni que son contribuyentes que están comprando a los políticos, pero sin lugar a dudas eso es lo que hacen, compran a los políticos o con dinero o con las amenazas de retirarle los votos de su grupo.

Comments are closed.