WALKER-RUBIO  O  RUBIO WALKER, ESA ES LA CUESTIÓN

Por Alberto Perez Amenper

walkerCuando tratan de ridiculizar la cantidad de candidatos republicanos, algunos lo hacen por ignorancia, otros, los demócratas, para tomar ventaja de la situación.

Pero la realidad es que hay más posibilidades de una batalla perjudicial en las primarias con Hillary Clinton y los que le han salido a aspirar en el campo demócrata, que la batalla en el campo republicano.

Hay muchas razones por la cantidad de aspirantes republicanos, algunos quizás tengan esperanzas, y pudieran haber sorpresas, pero la mayoría sólo están buscando visibilidad para el futuro.

Realmente en este momento los candidatos con posibilidades reales por el campo republicano se reducen a tres o pudiéramos decir realmente a dos.

El campo republicano se reduce a Jeb Bush de una parte y la pareja de Scott Walker y Marco Rubio en la otra.

Esto lo veíamos venir, pero las declaraciones de Scott Walker en una entrevista con Bloomberg, no deja dudas.

En la entrevista el  gobernador de Wisconsin Scott Walker está hablando positivamente de un boleto presidencial republicano — potencialmente anunciado incluso antes de la primera votación de candidatura — que incluiría el senador Marco Rubio como su compañero.

Los donantes y otros que han hablado privadamente a Walker de un posible emparejamiento con Rubio dicen que se han sorprendido por la seriedad que gobernador de Wisconsin parece estar tomando la perspectiva.

“Por ahora, usted sabe, Marco es un candidato de calidad,” dijo Walker. “Va a ser formidable en esta carrera con el progreso de las cosas. Y si tuviéramos que entrar,  vamos a ver dónde nos llevan las cosas”.

Walker dijo que él y Rubio a menudo han oído la sugerencia de que deben combinar fuerzas, potencialmente incluso antes de la primera nominación de voto en Iowa en febrero de 2016, como una manera de destacarse en medio de un campo lleno de gente. “Probablemente sólo tendríamos que discutir sobre quién sería en la parte superior de la candidatura,” él dijo.

Walker dijo que le gusta mejor gobernadores que senadores como posibles presidentes por su  experiencia ejecutiva pero que Rubio se destaca por su labor en el Senado.

 “Creo que él y yo tenemos pensamientos similares sobre política exterior y defensa nacional”.

Sin lugar a dudas, cualquier candidato menos Jeb Bush, llevaría a Marco Rubio de vicepresidente, y este no lo haría no porque no le guste Rubio, pero porque el ticket presidencial no puede venir del mismo estado no sólo porque se perdería la ventaja de obtener votos con candidatos de diferentes estados pero porque la Constitución requiere que el presidente y el vicepresidente sean de diferentes estados.

Marco Rubio está en una posición ventajosa para tener la primera posición o la segunda con cualquier otro candidato.

Jeb Bush va a presentar su candidatura la próxima semana, esto le dará un impulso temporal, pero creo que la mayor parte de los votantes preferiría un ticket de Marco-Walker o viceversa.

De cualquier manera vemos cómo las aguas están cogiendo su nivel y el número de aspirantes republicanos es solamente un espejismo político.

Comments are closed.